Los detenidos sustraían móviles también a menores y les pedían dinero por recuperarlos