Docentes por la Escuela Pública critica que la Junta “no mantiene la seguridad” en centros y llama a la huelga el día 12

El sindicato de enseñanza Docentes por la Pública afirma que la administración educativa “no ha cumplido con su deber de mantener la seguridad en los centros educativos” ante el Covid-19, por lo que hace una llamamiento a la huelga educativa convocada el 12 de noviembre por doce organizaciones –este sindicato entre ellas– que agrupan a la totalidad del ámbito educativo, como son alumnado, padres y personal educativo tanto docente como no docente.

Así, en una carta pública, consultada por Europa Press, señalan que esta huelga “es una oportunidad para defender la escuela pública de una Consejería más preocupada en desmantelarla con conciertos educativos que en prepararla para la presencialidad en tiempos de pandemia”, toda vez que añaden que los centros escolares “han sido durante este mes cajas de resonancia en el contagio”.

“Nadie dice nada, todos participan del todo va bien en nuestros colegios e institutos pero la aritmética parece no darles la razón y pasado un mes del comienzo real del curso los números debieran de sonrojar a todos aquellos que predijeron que los centros escolares serían un oasis del no contagio, que unas mascarillas, junto con el control en casa de la temperatura iban a mantener a raya la pandemia en colegios e institutos”, apuntan.

Pero, añaden, “los centros escolares han sido durante este mes cajas de resonancia en el contagio y si antes los abrieron sin prepararlos, basando su apertura en la buena voluntad de los maestros”, ahora, en esta segunda ola, “esconden cifras, restringen protocolos o simplemente evitan el tema”.

Así, el sindicato hace un llamamiento a secundar la huelga general en educación el próximo 12 de noviembre convocada por doce organizaciones, concretamente, Marea Verde de Andalucía, Docentes por la Pública, CNT, SADI y SAT por parte del colectivo de trabajadoras de los centros de enseñanza; del lado de las familias, Escuelas de Calor, AMPAS en Pie y Grupo Activo Vuelta al Cole Segura de Puerto Real, y en el sector alumnado apoyan la iniciativa las Juventudes Libertarias, la Federación Estudiantil Libertaria y la Unión Sindical Estudiantil.

En un comunicado, esta plataforma indica que han protagonizado movilizaciones desde principio de curso, y que esta huelga “no se concibe como su culminación, sino como un jalón más en la lucha en defensa de la educación pública andaluza”, toda vez que manifiestan que la “nefasta” actuación de las autoridades educativas frente a la pandemia “es el corolario de una serie de medidas que tratan de minar en profundidad los cimientos de la pública”.

Por ello, entre sus reivindicaciones está la “bajada de ratio a 15 alumnos por aula y que se mantenga tras la pandemia; contratación de 20.000 profesores; oposición a la política de privatizaciones; fin de la precariedad; aplicación urgente del artículo 8.1 de la Ley de Bioclimatización que incide en la calidad del aire interior de las aulas y espacios educativos, de cara, entre otras cosas, a reducir el riesgo de contagios por aerosoles; o exigencia de que la nueva Ley de Educación –Lomloe– cuente con la participación de los colectivos educativos”.

Además, demandan “la ampliación de los contratos de refuerzos Covid para todo el curso 2020/21, y se oponen a la semipresencialidad a costa del tiempo lectivo y del currículum”, toda vez que piden un “aumento significativo de la financiación y dotación de recursos de los centros educativos con el objetivo de que la presencialidad se acompañe de seguridad, una reducción de las tasas universitarias y derogación del Decreto de Escolarización”.

Contenido Relacionado: